Relaciones Cuba – Canadá

Las relaciones entre Cuba y Canadá se remontan al siglo XVIII, cuando barcos procedentes de las provincias canadienses con costas en el Atlántico comerciaban y hacían trueques de bacalao y cerveza por ron y azúcar. Cuba fue el primer país escogido por Canadá  en el área del Caribe para abrir una Misión Diplomática. Las relaciones diplomáticas oficiales se establecieron en 1945, cuando Emile Vaillancourt, un notable escritor e historiador, fue nombrado representante de Canadá en Cuba. Canadá y México fueron los únicos dos países del hemisferio que no rompieron las relaciones con Cuba después del triunfo de la revolución en 1959.

Cuba está representada en Canadá por una embajada en Ottawa y también tiene consulados en Montréal  y en Toronto.

Relaciones bilaterales

Canadá y Cuba disfrutan de amplias y diversas relaciones construidas en base a una historia de vínculos de beneficio mutuo, importantes y crecientes relaciones económicas y comerciales y  fuertes lazos entre ambos pueblos, en una amplia gama de sectores y de intereses. El enfoque de Canadá es el de relacionarse, sin restricciones, con todos los elementos de la sociedad cubana: el gobierno,  el sector de negocios, las organizaciones no gubernamentales y la sociedad civil.

Canadá apoya el proceso de modernización que está siendo llevado a cabo por el gobierno cubano, con  grandes oportunidades para el desarrollo de las actividades económicas no estatales y las iniciativas privadas. Basados en nuestras exitosas experiencias de cooperación en el desarrollo de políticas económicas y fortalecimiento institucional, Canadá aspira a apoyar el gobierno de Cuba en sus esfuerzos de implementar un proceso de modernización económica.

Canadá apoya un futuro para Cuba que abarque los valores fundamentales de libertad, democracia, derechos humanos y cumplimiento de la ley. Canadá siempre ha reconocido el gran compromiso de Cuba con respecto a los derechos económicos y sociales particularmente los logros importantes de la salud y educación. Al mismo tiempo, Canadá ha hecho énfasis  en la importancia que tienen derechos civiles y políticos básicos, tales  como la libertad de expresión, de asociación y de prensa.

El programa de asuntos públicos en Cuba promueve un mayor entendimiento de Canadá,  de los canadienses y del modelo canadiense de  sociedad multicultural, democrática e innovadora. Uno de los eventos de inspiración canadiense de más éxito que se realiza en Cuba es la Carrera anual en honor a Terry Fox, una víctima del cáncer y héroe nacional que llevó a cabo una carrera a través de Canadá para promover la importancia de la investigación sobre el cáncer. La Carrera Terry Fox en Cuba se ha convertido en la mayor del mundo, fuera de Canadá.

El conocimiento acerca de Canadá, de su historia, de su geografía, de sus políticas y de sus programas, también se promueve a través de los Centros de Estudios Canadienses localizados en seis universidades a través de Cuba. La cooperación académica representa uno de los aspectos más dinámicos de las relaciones entre Canadá y Cuba, con redes de académicos e investigadores de ambos países trabajando conjuntamente en una amplia gama de disciplinas.

Los intercambios culturales e interpersonales contribuyen a fortalecer las relaciones entre  canadienses y cubanos. La Embajada de Canadá en la Habana no financia directamente o facilita los intercambios culturales o interpersonales. Para saber más acerca de la promoción de la cultura canadiense y del financiamiento de proyectos culturales canadienses, consulte las páginas de Patrimonio Canadiense  o El Consejo Canadiense de las Artes. Para información adicional refiérase  a nuestra Sección de Preguntas Frecuentes.

Cuba es el tercer destino en el extranjero más popular para los canadienses (después de los Estados Unidos y de México). Canadá es la mayor fuente de turistas para Cuba, con 950,000 canadienses que visitaron la isla en 2010, aproximadamente el 40 % de todos los visitantes de Cuba.

Canadá y Cuba tienen una bien establecida, significativa y creciente relación comercial y de inversiones. Cuba es el principal mercado de Canadá en el Caribe,  mientras Canadá es el tercer mayor socio comercial de Cuba y una de las principales fuentes de inversión extranjera. El comercio bilateral de mercancías entre los dos países superó los mil millones de dólares en 2010. Las mercancías canadienses que se exportan a Cuba crecieron un 38 % en el 2010 alcanzando $379.2 millones e incluyeron maquinaria, químicos inorgánicos, cereales y vegetales. Las importaciones desde Cuba se incrementaron en un 43 % en el 2010 alcanzando $634 millones e incluyeron mineral metálico, cobre, tabaco, bebidas, pescado y mariscos.

Septiembre 2011